mayo 18, 2024

Seigeng Noticias

Panorama Internacional | Últimas noticias, Tendencias y activismo

A pesar del acuerdo alcanzado con el gremio de portuarios, la terminal de Rosario sigue paralizada

3 minutos de lectura

Luego de semanas de conflicto, el Supa cerró el lunes un convenio para reincorporar a 25 de los 20 despedidos para la Terminal Puerto Rosario, empresa que controlan Vicentin y Ultramar. Una interna sindical prolonga el bloque

A pesar del acuerdo que alcanzaron la semana pasada el Sindicato Unidos Portuarios Argentinos (SUP) y la Terminal Puerto Rosario (TUP) para reincorporar una vena trabajadores despedidos, el ingreso en la terminal continuaba el miércoles obstruido por un grupo de operadores.

La situación derivó en un pedido formal elevado por la Federación de Industriales santafesinos (FISFE) al gobernador Omar Perotti para solicitar la “intervención urgente” para registrar que se ordena «el libre ingreso/egreso de bienes y personas».

Luego de una tensa negociación por el reclamo de recomposición salarial, el conflicto escaló en noviembre pasado tras el despido de 25 trabajadores.

La semana pasada la empresa que controla la terminal, una sociedad integrada por la firma Vicentino y el chileno Ultramarformalizó con representantes del Supa un acuerdo para reincorporación a veinte de los operarios despedidos, aumentos salariales del 90 por ciento con cáusula de revisión y el pago de los días de huelga.

El convenio, celebrado en la sede del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, fue sin embargo por los cinco trabajadores rechazaron que no fueron reincorporados y por parte de sus compañeros, lo que exhibió internas dentro del gremio portuario.

ese grupo mantener el bloco en el ingreso en la terminal, por lo qu’a pesar del anuncio realizado aún no pudo retomar la actividad. “Es inadmisible lo que están haciendo”, plantó el secretario general del Sindicato Unidos Portuarios Argentinos (SUPA), César Aybar.

En el acuerdo celebrado con la intervención de la ministra Kelly Olmos se estableció que los despedidos cobrarán una indemnización, aun cuando la empresa argumentó que fueron desvinculados con causa.

La situación de parálisis en la terminal portuaria afecta a la cadena productiva. De acuerdo a una denuncia de la Unión Industrial Argentina (UIA) son unos mil los contenedores que permanecieron varados sin poder ser despachados.

Las autoridades del ministerio de Trabajo solicitan al Ente Administrador Puerto Rosario (Enapro) que elabora un sobrio detalle y alcance de las pérdidas millonarias que ocasiona el conflicto.

Distintas empresas, como es el caso de la automotriz General Motors, están pendientes del conflicto porque pueden ver afectado su producción.

Los industriales santafesinos temen que por parte del operador local, en caso de que el conflicto no ocasione una solución de urgencia, se dirijan a la terminal de Zárate. Por ello, exigimos la intervención de Perotti.

Desde Fisfe plantaron que el bloceo «está suprimido derechos constitucionales y trae como pérdidas pérdidas económicas irreparables para la provincia y la Nación».

Para ello, solicita la “intervención urgente” del Gobierno con la efectiva aplicación de las herramientas que el Estado provincial cuenta” para ordenar la libre circulación en el intruso de la baliza.

Tan pronto como la cartera laboral santafesina se comprometa ante el nuevo pedido de los industriales santafesinos a solicitar la intervención de un paraintendente fiscal que ordene el desalojo en el ingreso de la terminal portuaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © Todos los derechos reservados. | Newsphere por AF themes.